“Una cosa es una cosa...y otra cosa es otra cosa”. Dicho popular colombiano.

 

Como muy bien dice mi buen amigo Armando Prida Huerta, todos (sin excepción y desde niños) deberíamos conocer, diferenciar y distinguir, cada una de las tres (3) dimensiones de la “Política”. Así, al involucrar cada una de ellas en nuestra vida cotidiana (con juegos infantiles, lenguaje, tareas y quehaceres diarios) aprenderíamos -para toda la vida- esas necesarias tres (3) distinciones, con sus características, sus distintos resultados y sus propias consecuencias...y eso se logra con el “Método ExE-Educación por la Experiencia”, pues -como bien decía mi abuela (QEPD)- “Lo que aprendemos desde niños...nunca se olvida”.

 

Sin lugar a duda, algo bien distinto y muy diferente sería nuestro comportamiento social, nuestra responsabilidad ciudadana, nuestras obligaciones con el prójimo, nuestra vida en comunidad y todo nuestro entono...con el solo hecho de saber distinguir (primero con nuestro lenguaje y después con nuestros actos) estos tres (3) campos que tiene la “Política” en el idioma español. Realmente, esa es una particularidad de todos los idiomas que vienen del latín, como el nuestro, donde una (1) sola palabra, designa tres (3) realidades bien distintas.

 

Por eso vale la pena recurrir a ese famoso y reconocido estribillo, con el cual muchos –en todos los países latinoamericanos- hemos dado nuestros primeros pasos en el aprendizaje del inglés: “Ha llegado la hora de aprender inglés...si tu abres la mente podrás comprender...y veras tú lo fácil que es hablar inglés: pollito chicken, gallina hen...lápiz pencil y pluma pen...ventana window, puerta door...techo ceiling y piso floor...” y agregaríamos: Proceso:

 

Polítics, Resultado: Policy y Estructura: Polity. Con este aprendizaje, respaldado por juegos apropiados, construiremos todos -en bola y sin demora- “Una nueva forma de ver, entender y hacer Política”... pero esa Política con “P Mayúscula” que tanta falta nos hace.

 

Y eso lo podemos lograr, con el solo hecho de saber que en nuestro querido idioma español, existe solo una palabra: “Política”, para designar tres (3) realidades distintas, que son: (1) el “Proceso Político”, que corresponde a los procesos electorales, (2) el “Resultado Político” que corresponde a las Políticas Públicas, como resultado de lo que el Estado (o el gobierno de turno) hace o deja de hacer y (3) la “Estructura Política”, que corresponde a la “City”, esa particular área geográfica con su correspondiente gobierno, conocida también como “circunscripción electoral”, porque es allí, en la “City”, donde se encuentran y se realizan las dos (2) dimensiones anteriores, es decir, el “Proceso” (Politics) y el “Resultado” (Policy).

 

Como puede Usted ver, apreciado lector, esas tres (3) diferencias que -afortunada o infortunadamente- tiene el idioma inglés, no existen en nuestro querido lenguaje español, pues en él, las tres, corresponden a una sola palabra: “POLÍTICA”...pero son decisivas y fundamentales en, con y para todas la acciones de nuestra vida cotidiana...y sin duda, indispensables también para llegar a ser un buen ciudadano y -¿por que no?- un buen Político, si le interesa...o un buen hacedor de Políticas Públicas. ¡All it ́s up of you...My dear friend!.

 


TODOS LOS ARTÍCULOS DE OPINIÓN SON RESPONSABILIDAD DE SU AUTOR, Y NO NECESARIAMENTE REPRESENTA EL PUNTO DE VISTA DEL PORTAL POLÍTICA TLAXCALA.