La temática del desarrollo de las ciudades y su crecimiento exponencial nos remiten a la construcción de un campo de estudio relativamente reciente: la Administración Urbana y su Planificación; que dicho sea, estudia distintos problemas como  el de vivienda, administración de servicios, infraestructura pública o movilidad y comunicaciones. Haciendo alusión a este último, es necesario señalar la enorme cantidad de retos que se enfrentan, aún más en países como México, donde la prospectiva indica que para el año 2030 el 84% de la población se concentrará en centros urbanos, de todos los tamaños y diferentes características.

 

Dado este contexto es que el 25 de septiembre del año 2015, los líderes mundiales adoptaron un conjunto de objetivos globales indispensables para generar desarrollo, arropados por la Organización de las Naciones Unidas, entre ellos se encuentra ubicado el objetivo número 11, con el nombre de: Lograr que las ciudades y los asentamientos humanos sean inclusivos, seguros, resilientes y sostenibles; para lograr esto es indispensable superar un problema representativo, el de la falta de infraestructura para acelerar el creciemiento económico.

 

Para que México sea un país más competitivo, productivo y próspero, debe afrontar la necesidad de contar con infraestructura para la movilidad suficiente, eficiente y segura, con inversiones responsables y transparentes para el escrutinio público. Y es que la infraestructura en este sentido es capaz de generar: activación de la economía, generación de empleos, incremento en la calidad de vida, repunte en la competitividad del país, y consolidación de bienes públicos para el uso y goce de la población en general.

 

La activación de la economía por medio de la generación de infraestructura para la movilidad pasa por entender que la inversión pública estimula a la privada para la generación de empleos, es decir que tener ciudades mejor conectadas entre sí, necesariamente desembocará en la oportunidad de realizar mayores intercambios y mejor integración e interacción.

 

Además, potenciar la competitividad de nuestras ciudades pasa por contar con infraestructura adecuada para el óptimo funcionamiento de las empresas que buscan condiciones mínimas para su adecuado desarrollo, por citar un ejemplo, nuestro país en el Índice de Competitividad de la Infraestructura de transporte del año 2012 se halla en el lugar 41 de un total de 144 países; el reto está en aliviar tal deficiencia para poder escalar posiciones y entonces ser más competitivos frente a otros países.

 

Por ello la Administración y la Planificación Urbana deben hallarse per se en las agendas de los gobiernos en todos sus niveles; los gobiernos locales deben asumir la responsabilidad de tener un desarrollo urbano ordenado y contar con proyectos de inversión pública sobre infraestructura con alto impacto; de ahí que los cuestionamientos siempre sean en función de la utilidad de la inversión, o lo que los economistas llaman el coste de oportunidad.

 

Sin embargo, en México aún no se dimensiona esta oportunidad, así lo demuestran los diferentes estándares internacionales e índices de medición sobre infraestructura disponible, por ejemplo el Índice de Infraestructura y Competitividad de 2013, en el que México se ubicó en la posición 64 de un total de 148 países con un valor de 4.8 puntos de un máximo de 7; lo cual nos dice que la cantidad y la calidad de infraestructura en México aún no es la ideal para ser lo suficientemente competitivo en un mercado repleto de oferentes y demandantes.

 

Lo anterior le dicta a nuestro país y sus gobiernos la responsabilidad de planificar acertadamente e invertir de manera adecuada en la infraestructura pública.

 

La pregunta, ¿Será que la razón del el rezago en los índices de competitividad del Estado de Tlaxcala pasa por este tópico? ¿El gobierno estatal y los gobiernos municipales ya prevén esto? ¿De los 60 municipios, cuántos cuentan con un Plan Municipal de Desarrollo Urbano?

 

EN ESTOS DÍAS…

 

 A razón del día 10 de mayo, quiero felicitar a todas las mujeres que son Madres, en especial a la mía, a quién le debo mucho, incluso la propia vida.

¡FELICIDADES!

 

Datos de contacto:

 

Facebook: Luis Enrique Bermúdez Cruz

Twitter: @bermdez_cV21

 
TODOS LOS ARTÍCULOS DE OPINIÓN SON RESPONSABILIDAD DE SU AUTOR, Y NO NECESARIAMENTE REPRESENTA EL PUNTO DE VISTA DEL PORTAL POLÍTICA TLAXCALA