Aún no se han dado migraciones y renuncias en masa del Partido de la Revolución Democrática (PRD), hacia el Movimiento Regeneración Nacional (MORENA). Por lo tanto, aún no podemos hablar de la pulverización del PRD. Quizá, conforme el año 2017 vaya madurando, podremos observar como un PRD mermado descenderá a la cuarta posición siendo desplazado sin freno alguno por sus primos hermanos de MORENA. Pero, también conforme avance 2017 MORENA seguirá dando entrada a grupos de gente a la que le da igual ser de uno u otro color. Si MORENA sigue permitiendo el ingreso indiscriminado de militantes y simpatizantes de coyuntura, pasajeros o meramente oportunistas identificados con institutos políticos desgastados, su desdibujamiento es inminente e incuestionable, será un partido de ambidextros, con o sin bancada del PRD en el Senado.

 

 

La desesperación no se ha hecho esperar en la dirigencia nacional del sol mexicano. Les urge que senadores sean congruentes con su partido, pero algunos de estos junto con diputados federales de la misma extracción política ya preparan su salida (a MORENA) junto con la de miles de militantes amarillos, del otrora segundo partido más importante de México. Es obvio que nadie antepondrá los intereses del PRD frente a los intereses particulares y de tribu. Pues, resulta natural que estos legisladores abandonen las filas perredistas porque las dirigencias nacionales (dominadas por los camaleónicos chuchos) se han dedicado a pactar acuerdos políticos con otras fuerzas sin consultar a las bases, es decir, su “lucha es del poder por el poder”, como su alianza con el PAN Veracruzano. No les interesa juntar (no mezclar) el agua y el aceite, su hambre de dinero es desmedido.

 

El PRD deberá implementar alguna estrategia para evitar la salida masiva de simpatizantes y militantes. No deben seguir subestimando a los quince senadores que encabezados Miguel Barbosa y que presumen saldrán del PRD. Ya veremos cómo se amoldan y subordinan a las decisiones de MORENA. Para eso fue la renuncia de Barbosa y algunos de sus compañeros de bancada, para continuar con su carrera política en MORENA, pues en el PRD ya no tienen cabida. Veremos si Raúl Morón tiene capacidad de negociación y convocatoria suficientes para revertir la salida de estos importantes cuadros del PRD. De Dolores Padierna y los Bejaranos mejor ni hablamos. Por el momento, mientras los perredistas se desgarran la ropa el Peje ya se les adelanto a todos los colores haciendo proselitismo con la población inmigrante de México en Estados Unidos (EU).

 

La línea política del Instituto Nacional de Elecciones (INE), previendo la muy posible ventaja de AMLO por su visita a New York (EU), los orillo a decidir sobre la cancelación del voto electrónico para los mexicanos radicados en aquel País. Están tratando de capitalizar políticamente cualquier situación o error a su conveniencia. Las decisiones sesgadas y a modo están a la orden del día. Tan es así que, incluso, políticos de élite (de la burbuja) y sin autoridad moral ahora pretenden “defender” o quedar bien con los padres de los 43 exigiendo a AMLO pida disculpas a uno de ellos por llamarlo provocador. Aun así preguntamos: Si AMLO llegase a la Presidencia de México, ¿Resolvería el problema de los 43 estudiantes desaparecidos? ¿Y Tlatlaya y un largo etcétera?

 

Por otra parte, resulta convincente el apoyo de AMLO a la población inmigrante. Sin embargo, para estos la visita de AMLO es entre justa, populista y/o de “doble moral”. Los escritos de "protesta por la persecución del gobierno de EU contra nuestros paisanos" y las demandas ante la Comisión Internacional de los Derechos Humanos (CIDH) contra Trump no ayudan mucho, aún con cinco, diez o quince mil firmas de respaldo para refrendar dichas demanda. ¿Por qué no lo hiso antes? ¿Doble moral como le encararon en EU? Otro que quiere contrarrestar el aumento súbito de la popularidad morenista es Cuauhtémoc Cárdenas al subir a las redes su propuesta de un juicio preliminar o pre juicio para reclamar el territorio perdido frente a EU ¿Populismo nacionalista o chovinista?

 

La aceptación político social que ha tenido el tabasqueño puede salirse de control y AMLO no lo podría evitar. Pues, no son pocas las decenas miles (quizá centenas de miles)  que podrían en los próximos meses emigrar hacia MORENA. Textual: Convencidos de que, tras el naufragio de la administración de Enrique Peña Nieto, no hay futuro en la nave del PRI, se han sumado a las filas de AMLO, unos silenciosamente y otros haciendo mucho ruido. Su influencia se ha hecho sentir (Semanario proceso, marzo 15, 2017). Por el momento empresarios, salinistas, zedillistas, ex golpistas chilenos, fascistas de reconocida e inatacable trayectoria y demás “ciudadanos notables”, seguirán sumándose a las filas de MORENA con gorritas y playeras. AMLO es una amenaza para panistas y priistas, para ellos AMLO es indigno para ser Comandante Supremo de las Fuerzas Armadas de México. Esperemos solo un poco más para encontrar las respuestas a este miedo justificado.

 

 TODOS LOS ARTÍCULOS DE OPINIÓN SON RESPONSABILIDAD DE SU AUTOR, Y NO NECESARIAMENTE REPRESENTA EL PUNTO DE VISTA DEL PORTAL POLÍTICA TLAXCALA