Durante el fin de semana pasado, salto a  la luz pública un caso que genera desolación para la democracia mexicana, un repetitivo asunto que no termina por erradicarse y que en esta ocasión se suscita en un estado donde constantemente tenemos noticias de violencia contra las mujeres y  por si fuera poco en el ámbito de la política en el marco de la elección local y federal 2017 – 2018.

 

La consejera Blanca Parra Chávez del Instituto de Elecciones y Participación Ciudadana de Chiapas (IEPC), evidencio que más de 60 mujeres electas renunciaron a sus cargos, entre ellas 10 diputadas plurinominales del PVEM, partido liderado por el Gobernador interino, ex Gobernador Constitucional y Senador con licencia  por el Estado de Chiapas Manuel Velasco Coello, presuntamente con el consentimiento de las mujeres, sin embargo, hay indicios de un evidente acto de violencia política en flagrante impunidad que ya se  ha hecho costumbre en Chiapas, esta ocasión a través del Partido Verde.

 

Seguido de lo anterior el resto de los consejeros abanderados por su consejero presidente emitieron un exhorto dirigido a los partidos políticos de Chiapas: 

 

<<Las y los Consejeros Electorales del, Instituto de Elecciones y Participación Ciudadana de Chiapas (IEPC) exhortan a los partidos políticos a garantizar que las mujeres que fueron registradas como candidatas en el Proceso Electoral Local 2017 - 2018, accedan sin obstáculos y con el respaldo de los órganos partidistas  a los espacios de representación proporcional que por derecho les corresponden, evitando incurrir en alguna acción u omisión que configura le existencia de violencia política contra las mujeres en razón de género>>. EXHORTO / IEPC Chiapas / 19:31 - 7 sept. 2018.

 

Esto ha provocado que instituciones como la CNDH, el INE y el propio Gobierno del Estado intervengan en el asunto. Paradójicamente emerge el nombre de Luis Humberto Morales Paniagua, asistente del Gobernador Manuel Velasco quien fue abofeteado públicamente en diciembre del 2014 por el gobernador, quien podría hacerse de una diputación plurinominal por el PVEM, esto, si son aceptadas las renuncias de las formulas iniciales de la lista de candidatos pluris. Al parecer, sin vergüenza alguna los del Partido Verde intentan vulnerar los derechos políticos – electorales de las mujeres, la paridad de género, tal y como la ley a modo que regreso a Velasco Coello al poder ejecutivo del gobierno de Chiapas, ahora orquestado desde su partido, en una evidente simulación de paridad de género.

 

Esto actos tan deplorables invitan a reflexionar, que la lucha en contra de la corrupción va mal encaminada, al observar como Morena respalda a Manuel Velasco en un acto de absoluta corrupción entre Regeneración Nacional y el Partido Verde, aunando a esto se presentan las presuntas presiones del partido del tucán a sus candidatas electas en Chiapas para que renuncien y así puedan acceder varones a los cargos, entre ellos gente muy cercana al gobernador, mismo que intercambio a cinco diputados federales del Partido Verde Ecologista de México con Morena a cambio de su licencia como Senador.

 

Esperemos que no impere la impunidad ni la corrupción política, y se logre evitar tales actos que laceran la democracia de nuestro país. Información circulada en medios de comunicación nacionales esta semana, dan cuanta que no han sido aceptadas las renuncias y que algunas mujeres se han retractado de su renuncia, también el Gobernador de Chiapas propuso al Congreso del Estado una iniciativa de reformas político electorales, con la finalidad de salvaguardar los derechos políticos de las mujeres, prevenirlas de la violencia de género y evitar que pierdan espacios de elección popular, ahora no perdamos de vista el final de esta triste y corrupta historia.

 

TODOS LOS ARTÍCULOS DE OPINIÓN SON RESPONSABILIDAD DE SU AUTOR, Y NO NECESARIAMENTE REPRESENTA EL PUNTO DE VISTA DEL PORTAL POLÍTICA TLAXCALA