El canadoestadunidense James Peebles y los suizos Michel Mayor y Didier Queloz ganaron ayer el Premio Nobel de Física por sus trabajos en cosmología.

 

El premio “es mitad para James Peebles, por descubrimientos teóricos en cosmología” relativos a los inicios del universo, y la otra mitad para Michel Mayor y Didier Queloz, por el descubrimiento del primer exoplaneta, anunció Göran Hansson, secretario general de la Academia Real de Ciencias de Suecia.

 

Los tres investigadores contribuyeron a “una nueva comprensión de la estructura y la historia del universo. Sus trabajos han cambiado para siempre nuestras concepciones”, añadió la Academia.

 

Los trabajos de James Peebles, titular de la cátedra Albert Einstein en Princeton, nos remontan “a la infancia del universo” mediante la observación de los primeros rayos luminosos, casi 400 mil años después del Big Bang, ocurrido hace 13 mil 800 millones de años.

 

Sus trabajos revelaron un universo del que sólo se conoce 5% de su composición, la materia que compone las estrellas, los planetas, los árboles y nosotros. El resto (del universo), o sea 95%, está constituido de materia oscura y energía oscura. Es un misterio y un desafío para la física moderna”, subrayó la Academia.

 

Aunque la teoría esté completamente probada, hay que admitir que la materia y la energía oscura siguen siendo misteriosas”, comentó Peebles en una entrevista poco después del anuncio del galardón.

 

Podemos estar seguros de que esta teoría no es la respuesta final”, confesó.

 

Exploradores del Universo conquistan el Nobel

 

El canadoestadunidense James Peebles y los suizos Michel Mayor y Didier Queloz ganaron ayer el Premio Nobel de Física por sus trabajos en cosmología.

 

El premio “es mitad para James Peebles, por descubrimientos teóricos en cosmología” relativos a los inicios del universo, y la otra mitad para Michel Mayor y Didier Queloz, por el descubrimiento del primer exoplaneta, anunció Göran Hansson, secretario general de la Academia Real de Ciencias de Suecia.

 

Los tres investigadores contribuyeron a “una nueva comprensión de la estructura y la historia del universo. Sus trabajos han cambiado para siempre nuestras concepciones”, añadió la Academia.

 

Los trabajos de James Peebles, titular de la cátedra Albert Einstein en Princeton, nos remontan “a la infancia del universo” mediante la observación de los primeros rayos luminosos, casi 400 mil años después del Big Bang, ocurrido hace 13 mil 800 millones de años.

 

Sus trabajos revelaron un universo del que sólo se conoce 5% de su composición, la materia que compone las estrellas, los planetas, los árboles y nosotros. El resto (del universo), o sea 95%, está constituido de materia oscura y energía oscura. Es un misterio y un desafío para la física moderna”, subrayó la Academia.

 

Aunque la teoría esté completamente probada, hay que admitir que la materia y la energía oscura siguen siendo misteriosas”, comentó Peebles en una entrevista poco después del anuncio del galardón.

 

Podemos estar seguros de que esta teoría no es la respuesta final”, confesó.

 

Por su lado, Michel Mayor, profesor honorario del Observatorio de la Universidad de Ginebra, y su compañero Didier Queloz, descubrieron en 1995 (por primera vez) un planeta en órbita alrededor de otra estrella, a 50 años luz de la Tierra.

 

No estoy preparado para esto. Esta mañana era un profesor de Cambridge, y de repente mi vida sufrió un vuelco”, declaró Queloz en Londres.

 

Bautizado como Dimidio, el primer exoplaneta conocido —actualmente son más de cuatro mil— tiene el tamaña de Júpiter, pero orbita muy cerca de su estrella.

 

Los investigadores recibirán su premio en Estocolmo el próximo 10 de diciembre.