El  Comisionado  Estatal de Seguridad Pública, Eduardo  Valiente Hernández,  sostuvo que  la vigilancia   se mantiene en torno al robo de combustible en la entidad,  pues  a pesar de que  el gobierno federal  ha tomado el control de estas acciones en el plano nacional, en  los estados existe la instrucción de mantenerse  atentos a estas actividades ilícitas.

 

Manifestó que esto no significa  que se descuide la vigilancia  para atender  otros ilícitos como el robo a casa habitación, negocios, a transeúntes o el robo de auto partes,  al contrario se procura que la vigilancia   permanezca en  los 60 municipios con el apoyo de las policías municipales.

 

Valiente Hernández   manifestó que en Tlaxcala el robo de combustible no es alarmante, más bien es el cruce de estas bandas delictivas  por territorio estatal; utilizan las vías  para  concretar el comercio del energético, pero lamentablemente  enganchan o se involucran personas de la entidad en estas prácticas.

 

Reiteró que los índices de inseguridad en el estado son bajos en comparación de otras entidades,  lo cual los obliga  mantener ese clima  porque nada es suficiente para conseguir que la ciudadanía se sienta segura.

 

De igual forma  manifestó que contantemente los municipios le  piden el apoyo para reforzar la seguridad, de tal modo que la coordinación es constante  con las diferentes fuerza del orden federal, estatal y municipal no solo en el robo de hidrocarburo si no todos los delitos.

 

Eduardo  Valiente recordó que al corte del año pasado se detuvieron más de 50 personas relacionadas con  el robo de combustible,  mismas que enfrentan un proceso ante la Procuraduría General de la República,  ya que fueron presentadas  para responder por sus acciones; la consignación  ya de pende de otras instancias,  y que de acuerdo a la carpeta de investigación o a los elementos de la indagatoria podrían salir o esperar un sentencia.