En Apizaco, Secundarias Federales desacataron instrucción de frenar actividades

Pasando por alto la instrucción presidencial de suspender clases, este viernes, dos secundarias federales llevaron a cabo actividades de forma parcial, luego de que sostuvieran asambleas generales para la conformación de las Sociedades de Padres de Familia.

 

Se trata de la Escuela Secundaria Federal "Héroe de Nacozari" ubicada en la colonia Covadonga y la Escuela Secundaria Federal "Ricardo Flores Magón" del Cerrito de Guadalupe en Apizaco.

 

Donde se hicieron presentes los paterfamilias, quienes atendieron la convocatoria para integrar los colegiados que administraran los recursos y realizarán trabajos de mejora en beneficio de dichas instituciones, para el presente ciclo lectivo.

 

Sin embargo, algunos de los tutores se hicieron presentes por sus hijos -que portaban uniformes y útiles-, a quienes les fue informado de que estaba activa la instrucción de suspender las actividades, para llevar a cabo recorridos de análisis en los inmuebles, de los posibles daños generados por el llamado "Sismo del Siglo".

 

Obteniendo opiniones de discordancia, haciendo evidente de esta forma su posible falta de información en relación con el fenómeno natural que sacudió a al menos once Estados de la República Mexicana; que motivó la acción de prevención.

 

Es más algunos de los educandos, estuvieron presentes de forma casi "normal"; lo que bien pudo representar un riesgo para quienes asistieron y estaban en la institución; ya que el mandato de las autoridades sostenía que era previsible una réplica del "Sismo de Gran Magnitud".

 

En relación a lo anterior, este medio busco entrevistar a los directores de las citadas secundarias, obteniendo por respuesta del conserje de "La Héroe", una invitación a regresar el próximo lunes, ya que:

 

“la maestra no estaba", pero eso sí, confirmó el trabajador de apoyo, que hubo muestras de inconformidad de los tutores por la indicación de suspender las labores.

 

En lo que respecta la "Flores Magón", hubo contacto con  Carlos Molina Hidalgo el director, quien aseveró que sólo cumplió con la indicación de Lina Irma Hernández Montes, la Supervisora Escolar en la Zona 06, de actuar a consideración, pasando así por alto la orden superior de frenar las actividades.

 

Lo que dijo estará siendo informado -mediante oficio- al departamento correspondiente, esto a la par de reconocer que la actitud emprendida significaba un desacato y una responsabilidad.

 

Incluso Molina Hidalgo, señaló que al estar presentes jóvenes estudiantes que asisten solos a la escuela, representaba una imprudencia en regresarlos, a que es su responsabilidad su integridad en horario escolar.

 

Por lo que puso a consideración al pleno de la asamblea la decisión de llevar a cabo clases, quedándose a las mismas una quinta parte del total de la matrícula del turno matutino, y suspendiéndolas clases para el turno vespertino.