Arturo Olivé afirmó que están haciendo lo necesario para evitar otro bochornoso episodio debido a las condiciones del pasto

 

NFL México buscará tener el mejor espectáculo en el partido en el Estadio Azteca entre Kansas City Chiefs y Los Angeles Chargers de la temporada 100 de la Liga y para evitar el bochornoso episodio del año pasado cuando se tuvo que cancelar el juego en el Coloso de Santa Úrsula debido a que el pasto de la cancha no estuvo a la altura de la mejor Liga de futbol americano en el mundo, Arturo Olivé aseguró que se hacen revisiones periódicas para que no haya imprevistos.

 

"Las revisiones son semanales de parte mía, mensuales de parte de mis colegas en Estados Unidos. Vamos avanzando muy bien. La cancha está espectacular, está respondiendo muy bien al uso durante los juegos de Liga MX y estamos muy confiados de que tendremos un gran evento el 18 de noviembre", aseguró el directivo.

 

Asimismo, Olivé afirmó que desean presentar la mejor organización para mantener los partidos de campaña regular en nuestro país.

 

"Tenemos un contrato firmado por tres años. Este es el primero de esos tres años y estamos a la espera de recibir la retroalimentación de las instancias correspondientes para darle continuidad a este evento. Sin embargo estamos enfocados en el juego de 2019 para presentar el mejor evento posible de acuerdo a los compromisos que adquirimos con el gobierno federal y el gobierna local", informó Olivé, director de NFL México, durante la presentación del Libro de Reglas de la NFL en español.

 

Si bien el Consejo de Promoción Turística de México (CPTM), del cual se obtuvieron 43.5 millones de dólares por 3 partidos de NFL en el Azteca, está en liquidación; hasta ahora la marca 'México' continúa siendo parte de la imagen para el juego de este año.

 

"Eso estamos viéndolo directamente con la Secretaría de Turismo y el mismo Consejo, si bien está en liquidación, todavía está operando y en fechas próximas ellos mismos nos indicarán cuál será el camino a seguir", declaró Olivé.

 

Si bien aún quedan boletos disponibles, se espera que se agoten pronto, aseguró el directivo, pues la venta ha sido mejor a diferencia del año pasado.

 

"Muy parecido a las reacciones que hemos tenido de los años previos. Sin embargo eran situaciones diferentes. No son competencias, no estamos haciendo comparativos, estamos aprendiendo de lo acontecido y vamos avanzando muy bien. Tan es así que estamos muy cerca de decretar la venta total. Todavía hay algunos boletos disponibles y ojalá los aficionados los puedan conseguir y no se queden sin acompañarnos el 18 de noviembre", explicó Olivé.